• Psicóloga Dalia Villasana

Atención, atención.


La atención es necesaria y ocurre aunque no nos demos cuenta, es un proceso natural, pese a ello es un recurso limitado y por eso hay que administrarla bien.


Hay que enfocarnos en algunos aspectos y descartar muchos otros, no se puede prestar atención a todo, porque si no, en el fondo, no se presta atención a nada.


La naturaleza nos lleva a prestar más atención a lo negativo que a lo positivo, por sobrevivencia, estamos programados para ponerle mas atención a lo negativo.


En esta época de sobreinformación, lo que falta es atención selectiva, todos se pelean por nuestra atención y por tanto es muy importante hacernos dueños y administrar nuestra atención, es decir hacerlo de manera intencional, porque si no, alguien más la va a aprovechar.


La buena noticia es que la atención se puede entrenar y para ellos es necesario identificar lo que sí queremos, lo que nos interesa y prestarle mucha atención, cuando tengamos un momento positivo hay que disfrutarlo.


Es muy sencillo, aquello a lo que le prestas atención crece, la atención tiene una fuerza natural y es uno de los poderes mas grandes que tenemos, así que es imprescindible reconocerla, entrenarla y emplearla a nuestro favor.


Concéntrate en todo lo que te gusta y préstale mucha atención y así lograras alcanzar tus metas y estar más enfocado en lo que quieres.

45 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo